Perfume Trésor

Perfume Trésor de Lancôme

Lancôme quiso dar una orientación de intimidad a los perfumes femeninos, con una fragancia que sé de inmediatamente a conocer, identificable, “un elixir para sentirse feliz”. La perfumista que esta detrás de la fragancia es Sophia Grosjman que es especialista de aromas de rosa y utiliza la Rosa Otto. En un principio creo este perfume para ella misma, para que de “ganas de abrazar”. Sedujo a Lancôme cuyo emblema es la rosa. Es el perfume número doce de la marca en 18 años. Antes de salir el proyecto fue retocado siete veces. Su inmenso éxito mundial y la imagen de un perfume para una misma y no para los demás, marcó un cambio en la perfumería de los años 90.

La cabeza es afrutada con piel de melocotón y de albaricoque, el corazón es fundamentalmente de rosa. El empolvado del iris, del heliotropo y de la violeta respaldan con acierto al sándalo y el almizcle de fondo con una estela identificable de mucha presencia. sus notas en salida son melocotón, albaricoque, piña y bergamota, en notas de corazón tenemos la rosa, iris, heliotropo y jazmín y para su fondo sándalo, almizcle y vainilla.

El frasco es una creación de Areka, estudio interno de L’Oréal, al que se solicito crear un frasco de “felicidad”, un objeto que de ganas de manejarlo, el color rosado se refiere a la luz de la puesta del sol. Su nombre es el de un antiguo perfume de Lancôme. La fragancia es de la familia olfativa Floral-Rosa Violeta y se inspira en una mujer femenina y enamorada y es un perfume eterno.

Vídeo del anuncio de Penélope Cruz del perfume Trésor de Lancôme

Más información: Lancôme

Lancôme España en Facebook